fbpx

El aluvión de cambios tributarios hace conveniente planificar con algo de tiempo la estrategia para ahorrar impuestos. El Congreso aprobó el jueves las tres leyes que conforman la reforma fiscal —la de IRPF, sociedades e IVA— que entrarán en vigor el 1 de enero de 2015.

fiscalidadEl proyecto tributario se centra sobre todo en la rebaja del IRPF y sociedades. Las principales novedades del impuesto sobre la renta son la reducción de tramos —de siete a cinco— y la rebaja de tipos: el máximo pasa del 52% al 47% el próximo año y el mínimo queda en el 20% para los tramos de renta inferiores a 12.450 euros. Esto hace que los mileuristas dejen de pagar impuestos. Además, se aumentan las ayudas familiares y personales. Y se reducen los tipos que gravan las rentas del ahorro (intereses, dividendos, seguros, plusvalías…). En el impuesto de sociedades, se reduce el tipo del 30% al 28% el próximo año y al 25% en 2016.

Las rebajas de ambos impuestos costarán unos 9.000 millones a las arcas públicas. La letra pequeña de los textos legales permite planificar la actuación fiscal.

Un vistazo a la letra pequeña de la reforma permite anticiparse a algunos de los cambios. El Registro de Economistas Asesores Fiscales (REAF), dependiente al Colegio General de Economistas, presentó hace unos días un informe con recomendaciones para planificar la estrategia fiscal.

Fuente El País – Ver noticia completa.


0 commentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *